Sahifa fully responsive WordPress News, Magazine, Newspaper, and blog ThemeForest one of the most versatile website themes in the world.
¿Cómo usar el pito del carro correctamente y contribuir a la baja de la contaminación auditiva?
17 febrero, 2017
10 errores más comunes al manejar
15 septiembre, 2017
Show all

7 Tips para conducir de noche

Conducir de noche no es lo mismo que conducir de día, no solo porque estamos conduciendo en medio de la oscuridad, sino porque las actitudes de los demás conductores varían durante esas horas. La conducción nocturna implica ciertos peligros que durante el día no se presentan y que debemos tener en cuenta para que el día termine de la mejor manera.
A través de la vista los conductores reciben el 90% de la información de tráfico, al manejar de noche se disminuye la agudeza visual, se reduce el campo de visión y la capacidad para reconocer los colores, además la oscuridad puede ocultar peligros que serían perfectamente visibles a la luz del día, de manera que la vista y el cerebro se someten a un mayor esfuerzo para poder responder con rapidez y eficacia a diferentes situaciones. Sumándole a esto, el cansancio acumulado del día y el afán por llegar al destino.
En la oscuridad es más difícil apreciar la velocidad y el movimiento, se pierde la capacidad de ver objetos opacos sobre el fondo oscuro, nuestro cerebro tarda más en identificar e interpretar correctamente la señalización vial y el cansancio hace que baje nuestro nivel de alerta.

Estos factores pueden hacer que suframos un accidente, por eso al conducir de noche hay que estar más alerta y seguir unas cuantas recomendaciones para que manejar sea más seguro.

1. Mejor con menos luz. Pero solamente en el interior del carro, donde la cantidad de elementos luminosos es cada vez mayor y esto disminuye la capacidad para percibir lo que pasa fuera. Las pantallas de climatización, las de radio, la cantidad de luces en el tablero, los celulares y los GPS hacen que el habitáculo del vehículo emita una luz que al estar tan cerca contrae las pupilas y evita que veamos correctamente cuando es más necesario.
Actualmente la mayoría de carros tienen un botón para disminuir la intensidad del cuadro de mandos, y el GPS o el celular es mejor llevarlo apagado o verificar que tenga un modo nocturno en el que los colores son más oscuros.

2. No exceder la velocidad. Ver las vías desocupadas hace que los conductores tiendan a exceder los límites de velocidad precisamente cuando es más peligroso sobrepasarlos, es importante recordar que obstáculos como huecos, policías acostados o accesos a puentes o calles no se perciben de la misma forma que durante el día, además como es difícil distinguir la distancia real a la que están las cosas y los objetos oscuros no se divisan, es más fácil sufrir un accidente si se conduce demasiado rápido.

3. Distancia de seguridad. Es importante mantener la distancia de seguridad con el carro que va adelante, además debe aumentarse cuando se transita por calles mal iluminadas, de manera que se tenga tiempo para reaccionar y detenerse sin problemas en caso de que sea necesario.

4. Luces de otros vehículos. En algunas ocasiones es inevitable que miremos directamente las luces de otros vehículos que vienen de frente, lo que provoca un deslumbramiento que deja sin visión momentáneamente al conductor. En ese caso, lo mejor es reducir la velocidad de manera suave y progresiva sin frenar abruptamente mientras se recupera y, sobre todo, mantener la calma.

5. Estar más vigilante. Al conducir en la noche se pierde hasta un 25% de la capacidad de reacción, por eso se debe estar más atento a todo lo que sucede alrededor. Un buen consejo es mirar con más frecuencia los espejos retrovisores, de manera que las probabilidades de encontrarse con una situación inesperada se reduzcan.

6. Atento a los conductores ebrios. A pesar de las medidas para evitarlo, son muchos los que aún siguen bebiendo antes de conducir. La primera recomendación al respecto es precisamente no ingerir bebidas alcohólicas antes de ponerse al volante, al circular es importante estar pendiente y evitar acercarse a vehículos que sigan una trayectoria irregular o vayan dando frenazos y acelerando bruscamente, además si es posible avisar a las autoridades.

7. Luces, espejos y parabrisas limpios. La capa de polvo y grasa en el parabrisas dificulta la visión nocturna, los espejos sucios nos impide ver lo que pasa alrededor y las luces pierden intensidad, así que se deben mantener limpios para que la conducción por las noches sea más segura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subscríbete a nuestro Boletín de Noticias.

¡Suscríbete!